Conozca la Relación entre la Felicidad y la Genética

0
0 0 0

Seguramente se ha preguntado alguna vez, ¿por qué algunas personas reaccionan de forma optimista, siempre sonríen ante situaciones difíciles, mientras que otras se deprimen por problemas pequeños? Al parecer hay una explicación genética para esto.

Un artículo publicado en el Journal of Human Genetics, habla sobre un gen llamado 5-HTT, el cual sería responsable de la distribución de la serotonina en las células nerviosas (sustancia química producida por la glándula pineal en el cerebro, que ayuda a controlar el estado de ánimo).

La variación de este mismo gen influye en el funcionamiento de la apodada ‘hormona de la felicidad’, la serotonina. Si una persona tiene una variación larga de este gen, está más expuesta al efecto de la serotonina y es más feliz. Si tiene una variación más corta, tiende más al pesimismo y a la depresión.

Pero no es sino hasta ahora cuando investigadores de la Escuela de Economía y Ciencia Política de Londres, han encontrado evidencia acerca de que las personas con la variante larga del gen 5-HTT, tienden a llevar vidas más felices.

Jan-Emmanuel de Neve, autor principal del trabajo, destacó que por primera vez se encontró un gen responsable de la felicidad, aunque no hay duda de que pronto se encontrarán otros semejantes.

Los estudiosos preguntaron a más de 2.500 adolescentes de EE.UU. acerca de qué tan satisfechos estaban con la vida y al mismo analizaron su ADN para detectar la presencia del gen.

El gen 5-HTT ofrece el “código de operación” para el transporte de serotonina en las paredes celulares de las neuronas.

Los que tienen dos conjuntos del gen con la variante larga (uno de cada padre) fueron casi dos veces más propensos a decir que estaban satisfechos con su vida, en comparación con aquellos que carecen de una copia.
La variante larga del gen conduce más transportadores de la serotonina en las paredes celulares, mientras que la variante de brazo corto conduce a menos.
Todavía no está claro cómo influye en el humor de una persona la velocidad del reciclamiento de la serotonina en el cerebro, dijo Neve, pero sí se sabe que las versiones “más eficaces” del gen aumentan la predisposición de una persona a la felicidad.

El tema de la felicidad, seguramente no solo se trata de un gen, definitivamente hay que trabajar para tratar de acabar con la actitud negativa, la cual crea estrés, ansiedad y depresión, lo que a su vez lleva a desarrollar otras enfermedades.

Estos hallazgos son favorables porque permiten identificar temprano a las personas más susceptibles a sufrir estrés y depresión, y dan lugar a iniciar un plan de tratamiento preventivo por medio del uso de la medicina natural.

About Author

Reina Lamardo se graduó de médica en la Universidad Central de Venezuela, en 1993. Durante 2 años tuvo a cargo la Coordinación del Ambulatorio Urbano Nueva Caracas y por 6 años trabajó como residente en la Emergencia de la Clínica Panamericana de Caracas. Realizó estudios de Postgrado en Pediatría y Puericultura, luego desempeñó el cargo de Pediatra en el Centro Médico Pérez Bonalde. Durante el transcurso de su carrera desarrolló numerosos trabajos de investigación en beneficio de la comunidad y publicó escritos en prestigiosas revistas nacionales e internacionales. Actualmente reside en Estados Unidos y trabaja como Directora Médica en SanaSana y Latino Health Magazine. También brinda asesoría con el objetivo de educar al público en general acerca de las enfermedades que más preocupan a la comunidad hispana.

Leave A Reply